Higiene dental. Complementos al cepillado

Ya hemos comentado muchas veces la importancia que tiene mantener una buena higiene dental diaria. Cepillarse los dientes después de cada comida es un requisito básico que sin duda ayuda a evitar problemas bucales mayores. Pero no es la única acción que deberíamos interiorizar en nuestra rutina diaria.

Hoy hemos preparado un post que reúne todos los pasos que deberíamos seguir a diario para garantizarnos una boca sana y libre de bacterias.

¿Empezamos?

Higiene bucal. Más allá del cepillado

Mantener una boca sana no solo incluye el cepillado diario. De hecho, los dientes solo representan el 25% de la boca, lo que supone que no podemos centrarnos únicamente en cepillarnos de los dientes; debemos además incluir otras acciones a nuestra rutina:

Colutorios o enjuagues bucales

higiene dental colutorio

Todos conocemos este producto y sabemos para qué sirve. Sin embargo, nos sorprendería saber cuánta gente olvida incluirlo en su rutina diaria. Sin duda, el enjuague bucal resulta fundamental para mantener la limpieza del resto de nuestra boca pues permite penetrar en zonas donde el cepillo no llega, como son las encías, los huecos entre los dientes, la lengua… Incluir el uso de colutorios ayudará a reducir proliferación de bacterias, combatir la halitosis, eliminar placa bacteriana e incluso proteger las encías.

La seda dental

higiene dental como usar el hilo dental

Básicamente, el hilo dental nos permite llegar a las zonas que el cepillo no alcanza, eliminando restos de alimentos que se encuentran entre los dientes así como placa bacteriana, elemento principal para la aparición de caries y enfermedades en las encías. Lo que recomendamos es utilizar el hilo dental a diario, sería ideal hacerlo después de cada cepillado, pero una vez al día resulta también efectivo. ¿Cómo se utiliza el hilo dental?

  • Corta un trozo de hilo dental (con unos 45 cm suele ser suficiente)
  • Enrolla los extremos del hilo dental entre tus dedos índices.
  • Consigue tensarlo al cogerlo con tus pulgares y tus dedos índices
  • Ve pasándote el hilo entre tus dientes con movimientos verticales.
  • Para mejorar la higiene, utiliza un tramo del hilo distinto para cada diente.
Descubrir más sobre la importancia del hilo dental

Irrigadores bucales

Se trata de aparatos similares a los que se utilizan en las clínicas dentales cuya función es expulsar agua a cierta presión. De esta forma y gracias al chorro de agua, elimina la suciedad eficazmente llegando a las zonas más difíciles.

Cepillos interproximales o interdentales

Estos cepillos están formados por un pequeño cabezal cilíndrico, mucho más pequeño que un cepillo de dientes normal, y suponen un complemento para la higiene diaria. Este tipo de cepillo se utiliza para eliminar los restos de comida y la placa que se encuentra entre los dientes, sobre todo cuando no conseguimos eliminarla con el hilo dental.

Por lo general lo suelen utilizar aquellas personas con implantes o problemas periodontales. También los pacientes con ortodoncia, pues ayuda enormemente a mantener limpio todos los rincones del aparato.

¿Conocías todos los elementos de los que hemos hablado? ¿Qué utilizas en tu higiene diaria?
S
i quieres saber más sobre rutinas de higiene bucal, te dejamos estos consejos para mantener una boca sana. ¡No te lo pierdas!

Consejos para mejorar los dientes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

16 − 15 =

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies