hipersensibilidad dental

Mantén tu boca sana también en verano

Consejos para cuidar tu boca durante el verano

Con la llegada del buen tiempo, los días más largos y las vacaciones todos tendemos al relax. Es lo más esperado de esta época del año: tener más tiempo para nosotros y no tener que soportar las prisas y obligaciones de la rutina diaria. Pero este estado de relajación puede pasarnos factura si comenzamos a descuidar nuestra boca. Mantener una higiene bucal adecuada es muy importante y los buenos hábitos no deben perderse tampoco en verano. Si ahora prestamos especial atención a nuestra piel, ojos y cabello, ¿por qué olvidarnos de nuestra sonrisa?

    • Vigila lo que picas entre horas. Helados y bebidas más azucaradas pasan a ser clásicos de la dieta veraniega. No te decimos que renuncies a ellos, pero tómalos con moderación. Puedes utilizar pajitas para proteger tu esmalte y el color y brillo de tus dientes. Y no olvides tus rutinas de higiene: después de cada comida y ‘picoteo’ lava tus dientes, pasa el hilo dental y enjuaga tu boca.

 

    • Como no todo pueden ser restricciones, te conviene saber que aumentar el consumo de agua beneficia a tu salud bucodental. El calor puede provocar deshidratación y con ello disminuir la producción de saliva, por lo que nuestros dientes quedan indefensos ante las bacterias. Además, si estás fuera de casa y no puedes lavarte los dientes, un buen enjuague con agua te ayudará a limpiar tu boca. También la ingesta de frutas de temporada, como las uvas o manzanas, favorece una buena salud bucal.

 

    • No te olvides de proteger tu boca y extremar las precauciones cuando hagas actividades al aire libre. Resbalones en la piscina o partidos de fútbol en el jardín pueden acabar con un traumatismo y hacer peligrar nuestras piezas dentales. Si el accidente se produce, acude lo antes posible a tu clínica dental, ya que una rápida actuación permite minimizar los daños.

 

    • Intensifica la aplicación de estos consejos si además usas ortodoncia, llevas carillas, implantes o fundas. Una mala higiene puede echar a perder tu trabajo de cuidado dental de todo el año. Es seguro que ya tienes los buenos hábitos, por lo que solo tienes que adaptarlos a tu rutina veraniega. Un kit de limpieza dental de viaje será tu mejor aliado. Su pequeño tamaño te permitirá llevarlo contigo a todas partes y no te planteará ningún problema en controles de equipaje. También puedes consultar con tu dentista de confianza sistemas alternativos de higiene para cuando resulta imposible acceder a los útiles básicos. Te sorprenderá saber la cantidad de maneras que existen para mantener una correcta salud dental.

  No olvides que también puedes visitar a tu dentista en este periodo estival, en clínicafaus abrimos en agosto. Aunque en tu clínica dental son merecedores de unas preciadas vacaciones, seguro que no desaparecen durante tres meses. Aprovecha que tú también cuentas con más tiempo libre para cuadrar agendas y llevar a cabo los tratamientos que llevas todo el año retrasando.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

4 × dos =